Jorge Guajardo09.03.2018(0)
"Una reunión con Trump es algo que ni Peña Nieto ha logrado"
Por Hernán SarquisEl ex embajador en China habló con LPO sobre la reunión con Kim. ¿Qué gana cada mandatario?

 La administración Trump anoche intentó presentar la potencial reunión con el líder norcoreano Kim Jong Un como un sonoro triunfo de la peculiar política exterior del mandatario estadounidense. Trump lleva más de un año brincando a su propio secretario de Estado y a su gabinete de seguridad con un estilo diplomático que podría describirse como "disparar y luego averiguar". Tuits explosivos y amenazas nucleares han pintado la relación Trump-Kim que, al contraponerse con la estrategia de su aliado más importante en la región, Corea del Sur, tuvieron como consecuencia el acercamiento diplomático entre las naciones hermanas en conflicto. Algo que hace un año sonaba inimaginable.

Para muchos, la promesa de una Corea del Norte desnuclearizada no es más que otra estafa, clásica movida del linaje Kim. Mientras que una reunión con Trump sería un gesto incuestionable de legitimidad para el norcoreano, cabeza de uno de los regímenes más brutales del planeta, con problemas tan fundamentales que buena parte de su financiamiento proviene de actividades criminales como el tráfico de dólares falsificados a través de sus misiones diplomáticas en el mundo. El momento fotográfico con el líder más poderoso del mundo sin duda contribuiría a legitimar a su gobierno ante los ojos de occidente, y particularmente al interior de su dañado país. Se trata de un tropiezo en el plano global para el otrora líder del mundo libre.

La Política Online habló con Jorge Guajardo, ex embajador de México en China y especialista en política exterior y en la región Asia-Pacífico.

¿Cómo le cayó la noticia de la potencial cumbre Trump-Kim?

Es una sorpresa. La primera reacción es primero que bueno que hablen a que se amenacen. La segunda reacción es que ojalá Estados Unidos tenga un plan respecto a lo que quieren conseguir, que no creo que sea el caso.

¿Qué tan viable es una Corea del Norte desnuclearizada a estas alturas y con el avance que han hecho en el último año?

No lo veo viable por dos razones. El régimen de Kim Jung Un ha basado su existencia ante su propio pueblo sobre la legitimidad que le da la capacidad nuclear que ha desarrollado. Es decir, quienes han visitado Corea del Norte reportan que el país está inundado de referencias a la fuerza nuclear que ahora poseen. Para él, deshacerse de esa fuerza nuclear sería perder toda la legitimización ante su propio pueblo.

Segundo, aquellos dictadores que sí terminaron sus programas nucleares, como fue el caso de Sadam Hussein en Irak y Muammar Gaddafi en Libia, pues tuvieron finales muy dramáticos. Yo creo que el resto del mundo puso atención y tomó nota. Entonces no, no creo que esté en los planes de Kim Jung Un la desnuclearización.

Jorge Guajardo, ex embajador de México en China

Al régimen Kim siempre se le ha visto como un régimen criminal, sin legitimidad, y una reunión con el llamado líder del mundo libre enviaría un poderoso mensaje al resto del mundo.

Exactamente. Era lo que buscaba Corea del Norte. Ponerse al nivel de Estados Unidos, con todo lo que eso representa en términos de valores, como potencia mundial, como potencia económica, las alianzas, etc. Y lo acaban de lograr. A fin de cuentas, una reunión con Donald Trump es una reunión que no ha logrado ni Peña Nieto, por Dios. Esa es la legitimidad que le están dando a Kim Jung Un. Habiendo dicho eso, la verdad de las cosas es que sí, Corea del Norte ya está en ese nivel. Es difícil des-inventar la nuclearización de un país, y ya poseen armas nucleares. Seguir pretendiendo que no las tienen y que pueden ser tratados como que no las tienen también es ingenuo.

¿Habría otras posibles respuestas? Quizás enviar no al presidente, sino a un funcionario de menor nivel.

Esa es la tendencia de improvisar del presidente Trump. No sólo es el tema de la reunión sino lo incierto del resultado de esa reunión en términos de qué va a salir de ella; si tienen objetivos y preparación. No estoy seguro de que los tengan. Si la misma reunión la hubiera propuesta Obama, los republicanos se le hubieran echado encima pero el mundo hubiera estado tranquilo sabiendo que Obama traería un objetivo claro. Lo mismo aplica a Bush hijo, Clinton, Bush padre. Hubiera sido contencioso, sí; hubieran salido los que creían que es necesario, los que no, etc. Pero al final del día nadie dudaría que lo están haciendo por una razón estratégica, de seguridad nacional. En el caso de Trump el problema es que lo contencioso se hace a un lado y la pregunta que nos hacemos es "¿Será por cuestiones de seguridad nacional o porque da para buena televisión, buena fotografía, crea suspenso?", que es lo que le gusta a este presidente. Ahí entramos en terrenos más difíciles.

Donald Trump y el mandatario chino Xi Jinping

En caso de lograr la desnuclearización se trataría de un triunfo incuestionable para Donald Trump, pero fuera de lograrlo, no me queda claro qué ganaría el presidente de Estados Unidos de una reunión con alguien como Kim Jung Un.

Dicen que las cosas que más motivan a Donald Trump es que le digan que nadie lo ha hecho, que no se puede hacer, o que es ilegal. Son los tres principales alicientes para que Trump quiera hacer algo, y aquí claramente cumple dos. Con hacerlo para él ya es la nota. Además, nos vamos a enfocar por los siguientes dos meses en esta reunión en vez de estar atentos a la investigación sobre la colusión con Rusia; las investigaciones de Mueller. Por primera vez nos da otro tema. No lo había logrado antes, ni con las tarifas de 232. Es la primera vez que es algo lo suficientemente grande como para distraer un poco y hacer como que la administración Trump trae algún destino o camino. De pronto eso es todo lo que está buscando. Dos meses. Dos meses. Con llegar a dos meses y de ahí ya ven cómo patear la lata más adelante.

Es una extraordinaria distracción.

Es la primera vez que nos dan algo al público que no sea sobre los avances del investigador especial. Es la primera vez que Trump medio agarra el control de la agenda y puede decir que trae algún plan, y yo creo que con eso le basta.

¿Y para Kim qué hay detrás de legitimar a su gobierno?

La legitimización sería 1) ante su pueblo, 2) ante China, que es su principal socio, adversario, amigo, y todo lo demás. Le daría un nuevo nivel para lidiar con ellos, que no es un asunto sencillo con Corea del Norte, en particular para Kim Jung Un. Era más fácil para su padre y su abuelo. Esto le daría una legitimización de poderlos ver más ojo a ojo, en el mismo nivel. Y le podría ayudar a levantar los embargos que tiene su país. 

Publicar un comentario
Para enviar su comentario debe confirmar que ha leido y aceptado el reglamento de terminos y condiciones de LPO
Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellas pueden ser pasibles de las sanciones legales que correspondan. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algun comentario violatorio del reglamento de terminos y condiciones será eliminado e inhabilitado para volver a comentar.